Variantes de COVID-19

Los virus siempre están cambiando (mutando), por lo que se espera que haya nuevas variantes (o cepas) de un virus.

La mejor forma de frenar el surgimiento de nuevas variantes, es reducir la propagación de la infección  aplicando medidas de protección, siendo la más importante la vacunación.

¿Qué variantes son preocupantes?

Los centros CDC están rastreando variantes emergentes, incluyendo las variantes Delta y Omicron, ambas clasificadas como variantes preocupantes.

La variante Delta es doblemente contagiosa comparada con variantes anteriores; algunos datos sugieren que en personas sin vacunar podría ocasionar enfermedad más severa que cepas anteriores.

A la variante Omicron se le clasificó por primera vez como variante preocupante el pasado 26 de noviembre de 2021 por parte de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y el 30 de noviembre de 2021 por parte de EEUU: además ha sido detectada en muchos países, incluyendo EEUU.

CDC y NCDHHS están monitoreando la situación y continúan averiguando respecto a estas variantes.

¿Qué tan contagiosas son las variantes?

La variante Delta es doblemente contagiosa comparada con variantes anteriores; algunos datos sugieren que en personas sin vacunar podría ocasionar enfermedad más severa que cepas anteriores.

Mientras que la enfermedad causada por el virus original se propagó de una persona a un promedio de dos o tres personas, el COVID-19 causado por la variante Delta se está propagando de una persona a un promedio de seis personas. Y casi toda esa propagación ocurre entre personas que no están vacunadas.

Evidencia preliminar sugiere que en comparación con el virus original, la variante Omicron se propaga más fácilmente. Los datos recopilados hasta ahora muestran una disminución más rápida de protección después de la serie de vacunación primaria que de la observada con Delta u otras variantes, aunque las vacunas siguen siendo efectivas para prevenir enfermedades graves. La protección contra Ómicron aumenta considerablemente después de una dosis de refuerzo

Para averiguar si las infecciones causadas por Omicron son diferentes de las de Delta en grado de gravedad, y si las reinfecciones e infecciones en personas que están al día con sus vacunas COVID-19 ocurren con mayor frecuencia por Omicron, se deben obtener más datos.

¿Cuál es la mejor manera de protegerme a mí mismo y a los demás?